Cosas sorprendentes que no sabías de Bilbao

25 Mar 2019

Las pisas cada día y se hicieron en la década de 1920 para resistir a la lluvia y que los
peatones no se resbalaran y se cayeran al suelo. Sí, es la baldosa, la más original y la
más bonita en kilómetros a la redonda. Hoy es el logotipo de la ciudad y forma parte de
las promociones turísticas de la ciudad y también la puedes ver en forma de chocolate
en las pastelerías.

El bacalao y sus tiendas especializadas forma parte del paisaje de Bilbao. Todo vino de
un error en la transcripción cuando un comerciante bilbaíno a principios del siglo XIX
hizo un pedido de 120 o 130 bacaladas.
Alguien entendió 120130 y literalmente Bilbao
quedó sembrado de bacalao en cientos y cientos de cajas que fueron apilándose en el
comercio del pobre hombre.
Por casualidades de la vida, Bilbao se vio sitiada en medio
de una guerra local y gracias al bacalao los bilbaínos pudieron resistir el sitio de Bilbao,
el comerciante hacerse millonario y el bacalao hacerse el plato número 1 mas popular en
la ciudad. Actualmente hay más de 365 maneras de prepararlo.

En Bilbao en 1908 debido al aumento de los impuestos del vino los bares y almacenes
decidieron protestar y se negaron a vender vino. Fue una ley seca a la Bilbaína mucho
antes que Al Capone y los suyos asolaran las calles de Chicagopero con la diferencia
que aquí en Bilbao la gente se lo tomó a bien y simplemente decidieron sustituir el vino
por otros licores menos populares.

En 1953 se abrió el primer club de gordos en la calle Ledesma. El requisito era pesar
más de 100 kg y se hacía socio de honor a quien pesase más de 120 kg.

Cuando el Rey Amadeo de Saboya visitó Bilbao los bilbaínos como muestra de
amabilidad, decidieron inundar la plaza nueva para que el rey se sintiera como en
Venecia.

El champán es conocido como agua de Bilbao por la facilidad con la que se bebía en
Bilbao esta popular bebida como muestra del poderío económico de la ciudad.




Más noticias

© 2015 Copyright Instituto Hemingway.
Todos los derechos reservados.
Diseñado por Minimol